Comunidad jesuita de Tirúa: “Es preciso escuchar”

En la versión de enero-junio de 2018, el boletín de la Fundación Lican aborda en su editorial el paso del Papa en enero por Temuco: “Francisco nos dijo que no hay un tipo de violencia, sino ‘violencias’. Que también es violencia ‘borrar con el codo, lo escrito con la mano’, porque frustra la esperanza”. Agregan que “si no escuchamos y miramos con más respeto a su gente y su cosmovisión, seguiremos repitiendo y generando esas violencias que no nos permiten caminar en paz”.
En el informativo, elaborado por Carlos Bresciani SJ, David Soto SJ y Juan Fuenzalida SJ, también se describen otras actividades en el territorio durante estos meses, como el encuentro de jóvenes mapuche del Wallmapu (Chile y Argentina), el trabajo del grupo de mujeres Alto Primer Agua que protege el agua de las quebradas, las acciones celebradas en la memoria del padre Mariano Campos SJ, el esfuerzo comunitario de ayudar con trabajos a alguna familia o comunidad que lo necesite y la visita de los estudiantes del San Ignacio El Bosque a Tirúa.
Puedes leer el boletín aquí.

Compartir:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter

Noticias Relacionadas

Buenas noticias en la REI

Esta semana se realizó la Jornada 2022 de Equipos Directivos de la Red Educacional Ignaciana (REI), instancia en la que se pudieron juntar para buscar

COMUNICADO DE PRENSA

La Compañía de Jesús en Chile informa a la comunidad ignaciana, colaboradores y opinión pública en general, que el jueves 28 de abril se recibió

Tony Mifsud, un sacerdote desafiado por el presente

El lunes 2 de mayo Tony Mifsud SJ partió al encuentro con el Señor a los 72 años. La Eucaristía de funeral tuvo lugar en la Iglesia San Ignacio el martes 3 de mayo, y contó con la participación de numerosos amigos, sus compañeros jesuitas, religiosas y sacerdotes de otras congregaciones religiosas.

Pascua de Tony Mifsud SJ

Informamos con mucha tristeza que hoy lunes 2 de mayo a las 4 AM, falleció el p. Tony Mifsud SJ.

 Encomendémoslo al Señor en nuestras