Primera Jornada Mundial de los Pobres en el día de las elecciones

Bajo los árboles del Parque Forestal, este domingo 19 de noviembre no sólo fue día de elecciones: también se celebró la Jornada Mundial de los Pobres, instancia que el Papa Francisco promovió como una de sus mayores preocupaciones pastorales.
Francisco llamó a tener conciencia que “la pobreza tiene el rostro de mujeres, hombres y niños explotados por viles intereses, pisoteados por la lógica perversa del poder y el dinero. Una lista inacabable y cruel que resulta cuando consideramos la pobreza como fruto de la injusticia social, la miseria moral, la codicia de unos pocos y la indiferencia generalizada”.

Por su parte, el Capellán del Hogar de Cristo, Pablo Walker SJ, afirmó que “unidos a lo que la Iglesia está haciendo ahora en todo el mundo, esta mesa de la integración se extiende para que todos quepamos en ella. En el día de las elecciones queremos poner al pobre y sus gritos de justicia en el corazón del país desde el corazón de la Iglesia”.

Juan Cristóbal Beytía SJ, Capellán de Techo, señaló que “es un honor estar con ustedes y eso no es algo que estemos acostumbrados de decir. Ojalá todos pudiesen decir que es un honor compartir con otros chilenos, ojalá todos en Chile pudiésemos decir que es un honor estar con gente distinta. Ojalá pudiésemos soñar un Chile con todos, como esta mesa. Si falta alguien a la mesa, la tarea no está completa. Y por eso tenemos mucho que hacer, ya que si la mesa está incompleta, esto no puede llamarse país”.
La actividad inició a las tres de la tarde y ofreció una merienda para 80 personas provenientes de diferentes programas de acogida de las obras jesuitas del Hogar de Cristo, Techo, Fundación de la Vivienda y Selavip, junto con Caritas Chile, en una extensa mesa a la que también asistieron vecinos y autoridades.

Compartir:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter

Noticias Relacionadas

Padre Hurtado nombrado Patrono de la Facultad de Derecho de U. Finis Terrae

Luego de trabajar intensamente en el proyecto, la Facultad de Derecho de la Universidad Finis Terrae nombró al Padre Hurtado como su Patrono. Esto significa en términos prácticos, que tanto para profesores como para alumnos, San Alberto es un modelo de santidad que quisieran imitar como juristas. Recordemos que el Padre Hurtado era de profesión, abogado.